Este fin de semana se le dio un emotivo y merecido homenaje a Mauricio Perotti, hombre identificado por su profundo trabajo formativo en Estudiantes de La Plata.

La jornada contó con la participación de los cuatro equipos en los que jugó Perotti: Fuerte Barragan, Sport Magdalena, Estudiantes y Everton, este último abrió su cancha para el merecido homenaje.


La entrada fue un alimento no perecedero o un juguete en buen estado, recaudaciones que ya fueron entregadas a un comedor, con el que Mauro siempre colaboraba.

Uno de los momentos emotivos fue ver a todo el plantel de Fuerte Barragan salir a la cancha con el número 4 en su espalda, dorsal que siempre vistió el ex formador de las categorías juveniles de EDLP. Además, Blas Perotti, hijo de Mauricio, también entró a la cancha y jugó para Fuerte Barragan.

Varios referentes de los distintos equipos participantes, tuvieron palabras en honor a Perotti, las cuales fueron recibidas por su familia presente en el homenaje. El cierre fue una suelta de globos blancos y el show musical de “Los Confites”, amigos cercanos de Perotti.